Impactos: 53

Qué-funciones-realiza-un-Wedding-planner

Comencemos por el principio, cuando hablamos de Wedding planner paralelamente estamos hablando de bodas. Una boda es el acontecimiento más importante en la vida de una pareja, uno de los días más especiales de sus vidas. Este día conlleva una serie de preparativos que se empiezan a organizar entre un año y año y medio antes, por lo que ya implica que no es un trabajo de coser y cantar.

Normalmente la mayoría de las parejas no cuenta con la experiencia suficiente de crear eventos de esta magnitud, por lo tanto, es muy normal que encuentren muchas dificultades en el camino y agobios.

¿Qué es un Wedding planner?

Para solventar esto es por lo que existe un Wedding Planner, hablamos de una persona que se encarga de planificar, organizar, coordinar una boda. Se ocupan de todos los aspectos relacionados con la boda incluso los que a uno mismo se le podrían pasar por alto, haciendo de este día tan especial una celebración única y adaptada a los gustos de cada pareja. Asesorando siempre sobre lugares, estilos y tipos de organización.

¿Cómo trabaja un Wedding planner?

Lo primero que realiza un Wedding planner es una entrevista con la pareja para conocerlos y hablar sobre sus gustos, preferencias e ideas para la celebración. Escuchar y entender qué tipo de boda busca cada pareja, aun teniendo ideas dispares o casi imposibles. Se trata de conseguir compaginar todas las ideas y deseos en un día de 10.

Una vez que la idea de lo que se busca está clara es cuando se elabora un proyecto en función al presupuesto disponible, buscando los proveedores más adecuados y con sugerencias del Wedding planner que favorezcan a la celebración de la pareja. Recuerda que al final la última palabra siempre es la de la pareja y la figura del Wedding planner busca que estén satisfechos con la organización.

Más allá de la organización

Un Wedding planner también se encarga de solucionar improvistos de última hora con músicos, coches, autobuses… Buscar alojamiento en el caso de que fuese necesario para los invitados cerca al evento y de acompañaros hasta el final de vuestro enlace, incluso en algunos casos ayudan a la organización del viaje de luna de miel.

En muchas ocasiones para las parejas el tener un wedding planner les parece como un gasto extra, la realidad es que la confianza que aportan, saber que todo está bajo control, que no tienes que preocuparte ese día en nada que no sea disfrutar de la familia y amigos, es algo que no tiene precio.

Banner-Wedding-planner-cursos
FacebookTwitter