952 10 14 94 info@audiolis.com

El reconocimiento médico en las empresas es un derecho de los trabajadores. Se realiza una vez al año. Y aunque de primeras parece algo voluntario, según las funciones laborales y el puesto que ocupa el empleado, se verá obligado a realizarlo.

Si estás pensando en renunciar, pero no tienes muy claro si tu ocupación de te lo permite, sigue leyendo este post.

Reconocimiento médico voluntario, según qué casos

La Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de prevención de Riesgos Laborales, en su artículo 22 sobre Vigilancia de la salud dice que el empresario garantizará a sus trabajadores la vigilancia periódica de su estado de salud en función de los riesgos inherentes a su trabajo y añade, “esta vigilancia solo podrá llevarse a cabo cuando el trabajador preste su consentimiento”.

Además de esto, la ley indica que habrá determinados casos en los que sea obligatorio que los empleados se hagan ese reconocimiento médico porque será necesario ver si las condiciones de trabajo son un riesgo para el empleado o si la propia salud del empleado en determinado puesto de trabajo es un peligro para él mismo y los demás compañeros.

También tendrá carácter obligatorio el reconocimiento médico para los trabajadores que ocupen puestos peligrosos y para los que exista una disposición legal en relación con la protección de riesgos específicos.

¿Qué ocurre si renuncias?

No ocurre nada en aquellos casos donde es voluntario. La renuncia no serviría como motivo de despido.

Sin embargo, aquellos trabajadores que ocupan puestos de riesgo o cuyos reconocimientos médicos son obligatorios, el rechazo podría incurrir en sanciones y ser incluso un despido procedente.

¿En qué momento debe hacerse?

Siempre en horario laboral y cuando la empresa estime oportuno en función de los realizados anteriormente. Puede darse el caso de que la empresa lo haga de forma individual a cada trabajador en el momento que se incorpore, o de forma colectiva en una fecha determinada.

Lo que sí es obligatorio es citar a los empleados durante su jornada laboral. Por lo que, en cuanto a control horario, no debe tenerse en cuenta esta pausa. Es decir, los trabajadores que acudan, no deberán recuperar el rato de ausencia mientras realiza su reconocimiento.

¿Y en el contrato de formación?

Con el contrato de formación, el reconocimiento médico laboral funciona exactamente igual que en otras modalidades de contratación. Las empresas deben cuidar de la salud de todos sus empleados independientemente del tipo de contrato que tengan.

Comparte en:

Marta Pérez

Dale un tema y moverá el mundo. Redactora de contenidos de Audiolís en base a normativa, legislación y todo aquello que pueda resultar de interés para el mundo empresarial. Un todoterreno muy singular :)