952 10 14 94

La AEPD (Agencia Española de Protección de Datos), ha facilitado respuestas a las preguntas de empresarios y particulares sobre el tratamiento de datos personales acerca de la situación con el Coronavirus.

Si un empleado está infectado con el coronavirus ¿es necesario que el empresario lo sepa?

Las empresas y/o empresarios, a nivel general, y así lo establece la normativa laboral, sanitaria y de prevención de riesgos laborales, pueden tratar los datos necesarios de los empleados para salvaguardar su salud y poder tomar medidas al respecto. Es decir, esto incluye proteger al resto de la plantilla para evitar posibles contagios y su posible propagación.

Por ello, el empresario podrá preguntar a sus trabajadores si están contagiados, si tienen síntomas o están en cuarentena.

En caso de pandemia, se permite el tratamiento de los datos de salud de los empleados sin necesidad de que el trabajador aporte un consentimiento explícito.

El trabajador en cuarentena preventiva o contagiado por el coronavirus ¿tiene obligación de informar a la empresa?

Sí, debe informar al empresario o a la empresa/delegados de prevención, precisamente para que se puedan tomar las medidas oportunas de salvaguarda de la salud del resto de la plantilla.

Si entre mis empleados hay una persona contagiada ¿debo comunicarlo al resto de la empresa?

Sí, siempre y cuando se respete la identidad de la persona contagiada, puesto que el único fin aquí es proteger la salud de los trabajadores. Ahora bien, si con esta simple información parcial no queda protegida en su totalidad la salud de los empleados y la autoridad sanitaria así lo requiere, es recomendable dar los nombres de esos empleados contagiados.

A tu empresa acuden, evidentemente, tus propios empleados y, además, visitantes externos y ajenos a la empresa. ¿Podrías pedirle información sobre si presentan síntomas o en qué países han estado en los últimos meses?

Es una obligación legal de la empresa proteger la salud de sus empleados y evitar todo riesgo sanitario posible en el lugar de trabajo. Por lo tanto, estas peticiones tanto a empleados como a personal externo, quedan totalmente justificadas, sin tener que aportar ellos ningún consentimiento explícito al respecto. Eso sí, la solicitud de información debe plantearse con respecto a las dos últimas semanas.

Si tu empresa tiene un trabajador que realiza tareas de seguridad ¿puede éste tomar la temperatura a los trabajadores con el fin de detectar casos?

Constatar que el estado de salud de la plantilla es el adecuado, tanto para un trabajador individual como para todas las personas del equipo, es una medida que viene establecida como obligatoria para el empresario en cuanto a vigilancia de la salud de los trabajadores, conforme a la Ley de Prevención de Riesgos Laborales. Esta tarea debería ser realizada por personal sanitario.

En todo caso, todos los datos obtenidos deberán respetar la protección de datos y con el único objetivo de parar la propagación del virus durante el tiempo necesario, sin extenderse la recogida de esa información a otras finalidades.

¿Se suspenden los plazos de atención a las solicitudes de ejercicios de los derechos previstos en el RGPD para el responsable del tratamiento cuando se declara el estado de alarma?

Que haya un estado de alarma no supone la suspensión de ningún derecho fundamental en cuanto a protección de datos ni de los plazos para dar respuesta al ejercicio de los derechos que el RGPD atribuye a las personas.

Lo que sí ocurre es que el artículo 12.3 del RGPD permite prorrogar el plazo de respuesta de un mes por otros dos más, siempre que dicha prórroga se motive, por ejemplo, describiendo cómo afecta a la actividad del responsable la crisis del COVID-19. En esos casos, si no resultase viable notificar al interesado la prórroga en el plazo de un mes debido a las condiciones derivadas de la crisis podría realizarse, mediante una respuesta automática a la recepción de una solicitud de ejercicio de derechos.

¿Y qué ocurre con los plazos para notificar las brechas de seguridad a la AEPD en un estado de alarma?

La suspensión de plazos administrativos prevista en Real Decreto 463/2020, por el que se declara el estado de alarma, no afecta a la obligación de notificar las quiebras de seguridad que afecten a datos personales, por lo que los responsables están obligados a notificarlas ante la Agencia Española de Protección de Datos en el plazo de 72 horas, de forma telemática, a través de la sede electrónica de la AEPD.

servicio protección de datos

Últimas noticias

Foto de Obi Onyeador en Unsplash

Comparte en:

Paola Ríos de Audiolís

Responsable del Dpto. de Marketing y Comunicación. Contenidos y artículos de interés relacionados con la formación y el empleo.